CIUTAT ESPORTIVA VILA-REAL

Mayo del 2017 es la fecha en la que la concejala de Deportes, Silvia Gómez, confía en que esté lista la pista de atletismo que completará las instalaciones de la Ciutat Esportiva Municipal, que quedó pendiente de ejecutarse al tener que destinar parte de los 2,4 millones de la inversión para acometer el recinto lúdico y deportivo –además de la zona propiamente deportiva, la urbanización de casi 59.000 m2 reservó 14.000 m2 para espacio verde y de ocio–, a mejorar el sistema de evacuación de aguas pluviales, que al llover con intensidad se concentraban en este solar –conocido por ello con el nombre de Bassa d’Insa–, provocando inundaciones en él.

PARTIDA ECONÓMICA // Para ello, prevén que la inversión ronde los 120.000 euros (puede que algo más), de los que 70.000 euros los aportará la Diputación a través de un convenio que empezó a gestarse el pasado agosto con una primera reunión de la edila Gómez con el diputado provincial de Deportes, Luis Martínez, en la que ya se acercaron posturas en este sentido.

Aun así, la concejala del área reconoce que los tiempos podrían alargarse algo más allá del mes de mayo, por cuanto «al tratarse de un contrato mayor, la actuación tiene que sacarse a concurso público y eso solo puede hacerse cuando entre en vigor el presupuesto para el año 2017 –es en el que se asignará la aportación municipal al proyecto–, por lo que, siendo muy optimistas, la pista estará lista en mayo».

Respecto a las recientes manifestaciones de los populares de Vila-real, en las que se atribuyen el hecho de que la Diputación aporte 70.000 € para el área de atletismo, Gómez afirma: «Ellos no han tenido nada que ver en todo este proceso, pues ha sido una cosa entre el Ayuntamiento y la institución provincial, a la que se le pidió colaboración, y ahora parece que está en otra línea a la de años anteriores en lo que se refiere a ayudar a Vila-real, dejando de lado cuestiones partidistas».

En cuanto a la pista de atletismo que completará las instalaciones de la Ciutat Esportiva Municipal, constará de varios carriles para pruebas de 100 metros lisos y 110 metros vallas, pavimentadas con tartán –un material sintético flexible y poroso–, así como también se habilitará un foso para salto de longitud, una recta para salto con pértiga, una zona de salto de altura y otra para pruebas de lanzamiento de peso.

Fuente: Mediterráneo.